<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=524607921620111&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
Rectángulo 32-1

Blog de CASARECA

Bebidas y alimentos procesados y con conservadores: ¿Cuál es su impacto en la salud

Publicado por Casa Reca el 9 de diciembre del 2019
Tiempo de Lectura: 4 min

comida enlatada

Desde que se tiene conciencia, los seres humanos hemos buscado formas de preservar y extender la vida de nuestros alimentos y bebidas con diferentes métodos.

Con la industrialización y el progreso de la química y las ciencias, esto se volvió muchísimo más fácil, y en la actualidad son pocos los alimentos y bebidas que no tienen alguna clase de químico conservador para garantizar su tiempo de vida.

¿Por qué son utilizados los conservadores?

  • Nos permiten consumir alimentos de otros sitios, que deben viajar por mucho tiempo para llegar a nuestra mesa.
  • Alargan considerablemente el tiempo de vida de los alimentos.
  • Facilitan el almacenaje y consumo de alimentos.
  • Son mucho más baratos a la hora de facturar.
  • Requieren menos cuidados y son menos delicados a diferencia de productos sin conservadores o químicos.

Sin embargo, ¿sabes qué son los conservadores? ¿Sabes lo que contiene tu comida?

¿Qué son los conservadores?

comida conservada

Un conservador alimenticio es una sustancia artificial que se agrega a los alimentos y tiene como objetivo principal preservar y alargar la vida de los productos.

No necesariamente añaden valor nutricional, pues lo que hacen es detener por completo o mantener al mínimo el detrimento que distintas bacterias y microorganismos pueden ocasionar, evitando de esta manera la formación de moho, la fermentación y la descomposición, que de lo contrario resultarían en potenciales agentes tóxicos y enfermedades.

Químicos más utilizados como conservadores de alimentos

Existe una amplia variedad de conservadores, cada uno con un propósito específico para inhibir o retardar los procesos de deterioramiento de los alimentos, matando bacterias y cualquier microorganismo que nos puedan hacer daño.

Hay diferentes tipos de aditivos, y se pueden clasificar según su grado toxicidad. Los “no toxicos” son los que pueden utilizarse para procesar alimentos, aunque eso no quita la posibilidad de que tengan efectos secundarios.

1. Sorbato de potasio

yogurt conservadores alimentos

El sorbato de potasio es una sal que se utiliza para inhibir el crecimiento de moho; se utiliza comúnmente en:

  • Bebidas refrescantes.
  • Derivados cárnicos.
  • Vino.
  • Productos lácteos como mantequilla, yogurt, helados, margarina.
  • Mermeladas.
  • Productos de panadería.

De forma natural la puedes encontrar en algunas frutas, como las bayas. Cuando se crea sintéticamente, sin embargo, tienen efectos secundarios para la salud, sobretodo si se consume en grandes cantidades.

Un estudio de Toxicology in Vitro mostró que esta sal es un genotóxico para las células blancas de la sangre; y ocasionalmente puede causar urticaria, erupciones e irritaciones en la piel.

2. Sulfitos

vino conservadores

Se utilizan para contraatacar la aparición de mohos, levaduras y bacterias, y son especialmente eficaces en medios ácidos. En grandes dosis pueden alterar el sabor de los alimentos y destruyen la Vitamina B1.

Son comúnmente utilizados en:

  • Vegetales.
  • En la industria del vino.
No son cancerígenos ni causan daños permenentes a la salud, pero pueden causar reacciones en individuos sensibles, tales como asma, alergias o alguna reacción en la piel.

3. Benzonato de sodio

bebidas con conservadores

Es también una sal utilizada para evitar la fermentación y el deterioro por contaminación de bacterias; protege los alimentos de la invasión de hongos que los dañan. Su función es aumentar la acidez para mejorar el sabor de estos productos.

Se utiliza ampliamente en alimentos ácidos como:

  • Aderezos para ensaladas.
  • Bebidas carbonatadas.
  • Encurtidos.
  • Jugos de frutas.
  • Condimentos. 

El benzonato de sodio fue clasificado como “generalmente seguro” por la FDA (Food and Drug Administration). Sin embargo, en personas con episodios frecuentes de urticaria o de asma, el consumo de éste puede aumentar sus efectos.

4. Dióxido de azufre

Desempeña funciones distintas en los alimentos y bebidas: inhibe las reacciones por enzimas, es antioxidante, y cancela el desarrollo de microbios. Tiene un sabor desagradable que puede llegar a ser detectado por las personas, aunque en alimentos que se hierven o cuecen de alguna manera, la mayor parte del dióxido se elimina.

Respecto a la salud, está asociado con problemas de asma y bronquitis crónica por la contaminación del aire; al consumirlo en dosis bajas, provoca irritaciones en el tubo digestivo, mientras en altas dosis puede provocar dolor de cabeza, náuseas, alergias, irritaciones en las vías respiratorias, entre otros.

Evitar productos con conservadores

bebidas con conservadores

Evitar todos los alimentos procesados en su totalidad puede ser imposible hoy en día, así que lo más que puedes hacer es vigilar los componentes de tus alimentos enlatados o en sobres, y elegir versiones sin conservadores y naturales tan frecuentemente como puedas:

  • Si quieres alguna bebida de sabor, ve por los jugos naturales en vez de los industrializados
  • Prepara tus aderezos al instante, sólo necesitas aceite o vinagre y condimientos de tu elección.
  • Evita los embutidos o alimentos ahumados.

Intenta cocinar con productos naturales, cuyo origen conozcas, para que te sientas seguro al momento de consumirlos. Cuidar lo que comes te permitirá mejorar considerablemente tu calidad de vida.

distribuidor de bebidas

Temas: Bebidas naturales